Ir al contenido principal

Déficit de Atención (TDA) ¿Una manera inconsciente que tiene el niño para distraer el dolor de los padres ?

   Deseo dedicar este espacio al TDA o Déficit de Atención, ya que es un transtorno que con mucha frecuencia observamos en los niñ@ y adolescentes en nuestros colegios.

   El transtorno de Déficit de Atención, entra dentro de una de las dificultades de aprendizaje, en donde la Pedagogía Sistémica las define, como una manifestación de un desorden en alguno de los sistemas a los que pertenece el alumno, lo que provoca que éste no aprenda como se esperaba. En otras palabras, es la alteración que sufre el sistema del niño o adolescente, lo que provoca que no aprenda.

   Muchos de los problemas de aprendizaje, vienen de situaciones emocionales no resueltas, que el niño tiene, las cuales generan barreras que limitan su aprendizaje. El estudiante no siente satisfacción por el aprendizaje y estudian por obligación.

   Las dificultades de aprendizaje se clasifican en:
Orgánicas: que pueden ser adquiridas o genéticas. Emocionales: Producto de situaciones familiares, relaciones maestro- alumno, alumno-alumno. Pedagógicas: derivadas de programas deficientes.

   El Transtorno de TDA, puede tener origen orgánico o emocinal, para determinarlo, es importante que el niño o joven sea evaluado psicológica y neurológicamente. Una vez que descartamos un origen orgánico, el psicólogo puede determinar si es de carácter emocional y en este ámbito es que trabaja y tiene la explicación la pedagogía sistémica.

   Primero que nada, definamos ¿Qué es el Déficit de Atención? es un transtorno que se diagnostica cuando un niño presenta dificultades para quedarse quieto, actúa sin pensar primero o empieza a hacer algo, pero nunca lo termina. En otras situaciones, los especialistas hablan de Transtorno por Déficit de Atención con Hiperactividad (TDAH), un síndrome conductual con bases neurobiológicas y un fuerte componente genético. En este caso, el comportamiento se caracteriza por la distracción de moderada a severa, los períodos de atención son breves, hay una gran inquietud motora, inestabilidad emocional y conductas impulsivas. El TDAH, al ser un transtorno de origen biológico, debe ser tratado por un neurólogo y un médico psiquiatra, quienes lo abordan con tratamiento farmacológico y terapia.

   Los síntomas perceptibles son:
  • Frecuentes movimientos de manos y pies, los cuales denotan inquietud.
  • Dificultad para permanecer sentados, así como para esperar su turno.
  • Dificultad para mantener la atención centrada en actividades, bien sean o no de juego.
  • Se distrae con facilidad ante cualquier estímulo.
  • Responde precipitadamente, suele hablar en exceso, interrumpe las actividades de otro, no escucha lo que se le dice.
  • Muestra dificultad en seguir instrucciones que se le dan.
  • Cambia con facilidad y frecuencia de actividad, sin terminar ninguna.
  • Suele perder objetos necesarios para la realización de tareas.
  • Suele realizar actividades físicas peligrosas.
  • Sus trabajos escolares son descuidados y generalmente inacabados, ya que trabaja de forma impulsiva y desorganizada. 
    ¿ Y cuando descartamos el origen biológico de este transtorno, qué puede estar generando estas conductas desde la mirada de un origen emocional? 
   La Pedagogía Sistémica explica que cuando esta dificultad de aprendizaje, tiene un origen de caracter emocional, el niño o joven de manera inconsciente trata de distraer a los padres de un dolor muy profundo que traen; ante esto generan los comportamientos anteriormente descritos, para que los padres no piensen en eso. El niño trata de distraer al padre o a la madre y en algunos casos a ambos, para que no sufran por su dolor. Debemos prestar atención a la edad en la cual aparece el TDA emocional, ya que si aparece a partir de los 4 años de edad, se ha estudiado que está relacionado con un dolor que tiene la madre por una relación de pareja que no está bien.
   Para ayudar al niño, debemos ver en cuál de los padres está el dolor, puede estar en uno solo o en ambos. En este caso, el trabajo terapeútico no es con el niño o joven, sino la terapia se debe llevar a cabo con los padres para identificar en dónde está su dolor y una vez que los padres lo reconozcan y lo trabajen, el chico va a mejorar y se va a tranquilizar. Es muy interesarte el observar como una vez que los padres empiezan a sanar su dolor, el muchacho se comienza a tranquilizar y baja su hiperactividad y aumenta su concentración, lo que se traduce a un mejor desempeño escolar. 


Geraldine J. Lange Rodríguez
Lic. Educación Mención Cs. Sociales. UCAB- Venezuela

Msc. Dirección de Centros Educativos. Centro Universitario Villanueva- Universidad Complutense, Madrid-España
Diplomada en Pedagogía Sistémica –CUDEC- México - Fundación Internacional Planeta Libre- Cátedra de la UNESCO, UCV, Venezuela
Twitter: @geralange
Blog de estrategias de Marketing y Dirección de Centros Educativos:
   



Comentarios

Entradas populares de este blog

EL RETIRO O EXPULSIÓN DE LA CLASE: ¿Una medida excluyente que no resuelve el problema de fondo?

¡Por favor te retiras de mi clase!, ya estoy cansada de tus interrupciones. Esta es una expresión muy típica que escuchamos a diario en nuestras aulas, es la frase prácticamente cliché que utilizan nuestros docentes para "deshacerse" del estudiante que le está causando problemas en el salón de clases. Es una práctica muy antigua, que está instaurada en las dinámicas de actuación escolar por parte de nuestros educadores, pero en realidad esta"solución" ¿les resuelve el problema?, el niño o joven ¿mejora su comportamiento luego de ser expulsado de una clase?, ¿qué sucede con el resto del grupo?, ¿Qué pasa con este chico que pasa entre una hora y una hora y media fuera del salón sin hacer nada?.
   El retiro o expulsión del aula, se ha convertido en la estrategia más común como medida disciplinaria en las aulas, sin embargo, es una de las medidas menos pedagógicas que se puede llevar a cabo, debido a que la expulsión por sí sola no deja en el estudiante ningún tipo de …

¿EL APRENDER A: Ser, Conocer, Hacer y Vivir Juntos son suficientes para la formación educativa del futuro?

Hasta hace unos pocos años atrás la búsqueda de personal en una empresa estaba centrada principalmente en candidatos que cumplieran con un título universitario que los acreditara para ejercer un cargo y determinadas funciones, con el paso de los años, esas exigencias se han ido incrementando y no sólo basta contar con el primer requisito, sino que también debemos tener estudios de cuarto nivel, dominar varias lenguas y tener la capacidad de adaptarnos a los cambios rápidos que se están dando en la sociedad, la economía y los ritmos de vida, que por ende influyen en nuestro trabajo y en nuestra forma de afrontarlos y manejar esta situación.
   Si bien pareciera que si contamos con todo lo anterior, ya tenemos garantizado nuestro éxito profesional y laboral, sin embargo, podríamos agregar dos componentes que hoy en día es importante contar con ellos: 1.- Ser competentes en lo que hacemos, 2.- Desarrollar las habilidades que nos permitan desarrollarnos de manera efectiva y eficaz en el ám…

¡MI PAREJA TIENE HIJOS! ¿Están primero ellos o yo?

Cuando hablamos de una relación de pareja, nos estamos refiriendo a una relación entre dos iguales, en donde ninguno es mejor que el otro y en donde existe un equilibrio entre lo que uno da y el otro toma y viceversa. Este sería el orden natural en una pareja común; sin embargo, cuando ya entre alguno de sus miembros ha habido un divorcio y además de esa pasada relación quedaron hijos, el orden del amor va a cambiar.

   Es muy frecuente encontrar  parejas, en donde uno de sus miembros tiene hijos y el otro no, se producen sentimientos de desplazamiento, porque su pareja tiende a dedicar tiempo a sus hijos o simplemente los chicos son incluídos en gran parte de sus actividades. Es aquí en donde la persona que no tiene hijos previos, debe tener muy claro su lugar dentro de esta relación, porque va a estar en segundo lugar, mientras no tenga hijos con esa persona.
   Bert Hellinger plantea los órdenes del amor, en donde hace referencia a la jerarquía y explica que todos los que estuvier…

¿Sabes qué asignaturas están vinculadas a la relación de nuestros estudiantes con el padre o con la madre? Algunos tips para trabajar estas dificultades en el aula

Através de los anteriores artículos que he publicado, hemos venido desarrollando, que dentro de las escuelas debemos trabajar los órdenes del amor de Bert Hellinger, basados en la jerarquía, la pertenencia y el equilibrio entre dar y tomar, para que las dinámicas escolares tengan unamejor fluidez.
   Lo primero que debemos hacer es ordenar la escuela y poner a cada quien en su lugar. Este orden es para todo y tiene su base en que lo que nos toca hacer, lo tenemos quever y realizar desde nuestro lugar, porque de lo contrario, gastamos mucha energía tratando de resolver asuntos que no nos corresponde. La Pedagogía Sistémica se basa en incluir y ésto está referido a que no consiste en pelearse en cómo lo hacen los demás, sino que debemos centrarnos en lo que a cada uno nos compete hacer y mirar con buenos ojos al que lo hace diferente a nosotros.
Para poder alcanzar esta amplitud de pensamiento, es imprescindible, que miremos de manera atenta el fenómeno, lo que está ocurriendo  y ampliem…

Una Mirada Amorosa a la Entrevista Escolar con los Padres de Familia

Dentro de las diversas responsabilidades que tenemos los educadores en nuestra tarea pedagógica, se encuentra el trabajo que debemos realizar con los padres de familia, con la finalidad de buscar el bienestar de esta persona que tenemos en común que es nuestro alumno. 

Los directivos de centros educativos, debemos organizar el horario de nuestros maestros, de manera tal, que incluyamos por lo menos una hora semanal para que los padres puedan acudir a conversar con los educadores en relación al desempeño de su hijo en la escuela. De igual manera, para que el docente cuente con un espacio dedicado a convocar a los padres para trabajar en conjunto en la labor educativa de sus hijos.
Esta entrevista con los padres y representantes, no puede ser desarrollada en cualquier lugar de la escuela, ni de cualquier manera, porque de la manera como la conduzcamos y la desarrollemos, va a depender el éxito o no de conseguir un trabajo armonioso y colaborativo entre las dos partes que se reúnen en pro …